Diezminutos.es
TV
Buscador
Buscador

Estrena el viernes 3 ‘Emoji: la película’

Úrsula Corberó sigue imparable: “Soy ambiciosa y tengo ganas de comerme el mundo”

La actriz, inmersa en la segunda temporada de ‘La casa de papel’, nos habla de los proyectos que tiene por delante y se sincera sobre el amor, la amistad y la repercusión que tienen sus fotos en las redes sociales.

Maribel Escalona
Imprimir
Twitter
Facebook
GooglePlus

Úrsula Corberó

Trabaja desde los seis años, triunfó en la tele con Física y Química y está rodando la segunda temporada de La casa de papel, donde da vida a Tokyo. Desde el 11 de agosto pone voz al personaje de Sonrisas, en la película Emoji.

La película se estrena el 11 de agosto. El mismo día que te caen 28 añitos. ¿Cómo lo vas a celebrar?
En Buenos Aires, con mi chico (el actor Chino Darín, hijo del famoso actor argentino, Ricardo Darín).

Cuando viajas, ¿dónde dejas a tu perra Lolita?
Ya no vive conmigo; está “divina de la muerte”, en casa de mis padres, con un jardín para ella.

Pones voz a “Sonrisas”, la mala de los Emoji. ¿No se te ha escapado algún taco mientras le dabas vida?
Había hecho doblaje de animación pero nunca me había tocado una mala de manual. Pero es tan cómica que me lo he pasado muy bien.

¿Usas mucho “Emoji” en tu vida cotidiana?
Sí, pero sobre todo el de la oruga. Me parece muy divertida.

Estás rodando la segunda temporada de La casa de papel. ¿Veremos a una Tokyo distinta?
No, porque las dos temporadas transcurren en once días, pero te aseguro que le pasan un montón de cosas, todo para mantener su instinto de supervivencia. Estoy enamorada de ese personajazo y encima trabajo con los mejores compañeros del mundo. Tengo mucha suerte.

ursula-casa-de-papel

La serie sigue emitiéndose en Netflix España.
Sí y en otoño se verá en todo el mundo. Nosotros hemos seguido rodando sin parar, pero la serie termina en la segunda temporada. No hay una continuación.

Tienes fama de “malota”.¿Te gusta provocar?
Más que provocar, lo que me gusta es ser yo. Aceptarme y mostrarme tal y como soy. Habrá gente que le guste y otra que no, pero no es por intención de provocar sino porque me gusta vivir así. Me gusta reír, me gusta bailar…

Se te nota que disfrutas de la vida.
Tengo muchos defectos, pero una de mis virtudes es la alegría. Tengo momentos de bajón, como todo el mundo, pero suelo ser muy optimista. Se me da bien afrontar los pequeños problemas.

Esa forma tan espontánea de ver la vida, ha sido muy criticada por las propias mujeres. ¿A veces somos nosotras nuestras peores enemigas?
Intento no darle demasiada importancia a las críticas que vienen de las redes sociales porque esa información no me hace ningún bien.

Te he oído hablar de que tener buen culo y buen cerebro no es incompatible.
Así es. Hay cosas mucho más criticables que salir desnuda en una foto; yo subo fotos de ese tipo porque me siento libre y no hay que darle más vueltas al tema.

 

Mi cuel-po se mueve como una palmera, suave suave su-su suave @silvia__alonso quiero volver, Madrid me ASA

Una publicación compartida de Úrsula Corberó (@ursulolita) el

¿Eso significa que te sientes guapa, que te sientes bien en tu propio pellejo?
Sí, pero sin más. También disfruto subiendo fotos a las redes sociales haciendo la payasa. Hay momentos que me siento guapa y otros en los que me apetece reír y otros en los que sólo quiero estar tumbada en el sofá y no hacer nada. Eso no significa que me pase el día en “pelotas”, lógicamente.

¿Ese desparpajo te viene de chiquitina?
De pequeña era la alegría de la huerta. He visto vídeos en los que me parto de risa viéndome de niña; era muy curiosa y me pasaba el día preguntando el porqué de todo.

 

@hotelformentor #FormentorAroyalHidewayHotel #LiveFormentor by @silvia__alonso

Una publicación compartida de Úrsula Corberó (@ursulolita) el

Sales en fotos abrazando a tu madre y con tu padre cuando eras pequeñita. ¿Estás muy unida a ellos?
Todos tenemos una parte del niño que hemos sido y a mí me gusta conservarla. Soy muy sentida. Mis padres me han apoyado siempre mucho. ¡Cómo no voy a ser buena hija y estar agradecida!

¿Detrás de esa imagen se esconde una mujer sensible y vulnerable?
Sí. Todo me afecta muchísimo y, a veces, soy extremadamente empática. Soy actriz, trabajo con emociones, con sentimientos, llevo trabajando desde los seis años, pero soy ambiciosa y tengo ganas de comerme el mundo. Todos somos de alguna manera tímidos y yo afronto mi timidez con espontaneidad; es mi mejor arma.

Creo que naciste ochomesina y por cesárea…
A mi madre le dijeron que iba a nacer ciega y con un retraso. ¡Imagínate! La alegría de mis padres cuando vieron que era normal, fue enorme. Pero no me han sobreprotegido a posteriori; al contrario, me han dado mucha libertad.

¿Eres hijas única?
Tengo una hermana de diferente padre.

En otoño empiezas a rodar una película.
Empiezo en septiembre a ensayar El árbol de la sangre; estoy encantada de trabajar con Julio Medem porque mi película española favorita es Los amantes del círculo polar.

Hace tiempo que buscabas un drama.
Y esta película lo es. La película habla de dos familias actuales y la trama que se establece entre ellas; mi madre será la actriz Najwa Nimri y mi pareja, Álvaro Cervantes.

Creo que os conocéis desde pequeños…
Álvaro y yo íbamos juntos al colegio, hacíamos bachillerato artístico en las Escuelas Pías de Barcelona. Éramos súper amigos; de hecho soy la única persona por la que se cambió de pupitre, según me dijo él mismo. Pero no hemos trabajado nunca juntos y ahora nos parece un sueño. También intervienen Daniel Grao, Marta Etura, Ángela Molina, Emilio Gutiérrez Caba, Josep María Pou, Joaquín Fourriel…

Estás en una racha profesional buena.
Sí, no me quejo, pero después de La embajada estuve ocho meses sin trabajar.

¿Sigues alguna técnica de relajación para afrontar esos momentos de inestabilidad profesional?
Debería porque soy muy nerviosa y me paso todo el día maquinando cosas. Mi cerebro no descansa y me cuesta relajarme; estoy aprendiendo a calibrar mi propia energía.

ursula-corbero3-t

Subes a las redes fotos muy tiernas con tu chico, Chino Darín. ¿Eres una romántica?
Mucho. Mi chico es muy majo, muy sensible y muy humilde y su familia también es maravillosa.

¿Cómo casa una catalana y un argentino?
Por la atracción de los polos opuestos. Él es más introvertido y yo más dicharachera.

Parece un hombre muy trabajador…
Muchísimo. Es Capricornio, muy trabajador y muy perfeccionista. Es más práctico que yo; a mi me gusta vivir de la fantasía. Él me baja a tierra y yo le doy vidilla.

¿Es difícil mantener una relación a distancia?
Chino está ahora rodando en Buenos Aires y a veces nos pasamos un mes sin vernos, pero es que las relaciones, en general, nunca son fáciles. Pero nosotros llevamos bien la distancia. No hay nada más bonito en el mundo que tener la oportunidad de echarse de menos.

 

❤️

Una publicación compartida de Úrsula Corberó (@ursulolita) el

¿El amor tiene que sumar?
Por supuesto, si es un amor sano tiene que haber comunicación y amistad en la pareja. Siempre digo que para saber si un hombre merece la pena o no, tienes que fijarte en cómo trata a las mujeres de su casa.

Te veo muy reflexiva.
No es incompatible con ser una “cabra loca”. Y espero seguir siéndolo cuando llegue a los 70 (risas). No quiero que nadie me robe la alegría de vivir.

Comentarios

Condiciones de uso de este plug-in de Facebook

Publicidad

Te puede interesar

Ver más articulos